Poesía Recursiva

poesía recursiva

Poesía Paralela, Poesía en Paralelo…
Poesía concurrente, recursiva, el origen de la Vida…
Poesía de Dios, Poesía del Amor, del Amor Multicolor
Poesía, al fin y al cabo, Poesía, el Origen y Final del Amor
La expresión del Dolor, del Placer y del Ardor

Poesía, que nace de día aunque sea de noche
Poesía en el asiento de atrás de un coche
Poesía, la Vida, la Mentira y la Movida
Poesía, Poesía, Poesía, la Verdad de la Vida
Que merece la pena ser Vivida

Poesía, Melodía, de bebé a geriatría
Poesía, me lamina, me encumbra y me derriba
Poesía, es mi guía, me tortura y me fascina
Con su fuerte melodía, celestial, alpina
Que mis almas me domina

Poesía, garantía de dolor, curandera del Placer
Que me arrastra el corazón sin saber cómo perder
Que de ganar yo no sé, porque nunca experimenté
Del Amor sacar victoria, dejando la funesta noria
Así como tal lloré y Poesía generé

Que es Poesía me consume, dando pinchazos al alma
Que es Poesía que regalo como si fuera una dama
Poesía, Poesía, Poesía, el Ritmo, la Melodía
Que gobierna el día a día del dentro de la Pasión
Porque el Amor es dolor

La Poesía entrelaza las mil cuerdas de mi alma
Obligándome a ejercer de trovador si nefasto
Sin poder yo elegir el callar de mis compuestos
De los que instrumento soy, marioneta loca al viento
Es un tormento y a la vez es el Placer

De sentir que el Querer se ejecuta en partitura
Cuando cesa, vuelves loco, porque el ansia te consuma
La Poesía te libera o más bien que te esclaviza
Cuando sientes en tus almas que ella se ha ido con prisa
Dejándote muerto en vida

Poesía, sugerida, penetrada, consumida, día a día
Con encanto y con porfía me degusta, canta, trina
En los juegos de los ritmos armónicos de Universo
Que resuenan como locos todos dentro del cerebro
Quizás más bien el Alma

Que no cesa de sufrir porque siempre ha de sentir
Percibiendo el Placer que nunca debió acabar
Con el síndrome de abstemio en la actualidad me encuentro
Sobredosis de Sentidos tuve hasta hace un momento
Qué lamento, qué lamento

No sé si ya estoy contento por esclavitud parar
O deseo como loco de la droga continuar, bebiendo
De la droga de tus besos, del embargo de tu sexo
Del aroma de tu Amor que me llena todo intenso
En un solitísimo momento que es de Dios

Humanos no, imposible de sentir lo que ahora yo siento
De Placer y de Tormento, tan grandes que ni os lo cuento
Que parece cuento, efectivamente, increíble todo fue
Pero a bien que voto a Dios que este aquello sucedió
Y fue Amor, al menos para este escritor

Que lo fue, mi sincero corazón rindióse todo a sus pies
Sin la duda ni los miedos, como niño me incliné
Pero parece que la cagué, de nuevo así vuelve a ser
En fin, perdona Dios, que pesadito que soy
Pero es que me duele, un poco menos hoy

Dios Poesía el Universo Generando en Amor
Y yo aquí tonto de preso, lamentando mi ex-pasión
Desde luego que niñito parece aún que soy
La Poesía debería hacerme al menos llegar
Hasta la adolescencia del ser

Que es Querer, que es Amar, lo que yo siento en mí
Como geíser de volcan, no puede evitar salir
Pero quema, y a veces quita las penas, pero otras las genera
Que duele esto tela que tela, mas bién tela marinera
Pero con bandera pirata

Y sale el bergantín de nuevo a navegar
para ver a quién puede Amar, sin que se quiera escapar
del querer, del hacer, del follar, del saber, del conocer y del arder
Que como niños se aman los que bien adultos son
Niños en inocencia, adultos en el Amor

La Poesía es de Dios y nosotros somos Ángeles que cantamos
Los cuales versos trinamos, pero sólo interpretamos melodía del Amor
Que ya antes escrita fue, por el gran Querer, el Amor
Del Universo es el Ser, del Espacio el Gobernador
El Amor, es decir, el Amor

Es que no sé como mejor el concepto aproximar
De lo que es Amar y Poetar, que lo mismo viene a ser
Poliédricas figuras que sintiendo la pasión, todas las caras parecen Amor
Cuando a veces no lo son, o quizás, pudo el tesón
Que de fluir, todo mejoró… O mejorará

Y ya me despido yo, con tal versos que escribí
La Poesía me obligó, inocente yo que soy del pecado de escribir
No depende bien de mí, más que es obligación
El Universito dicta Poesías con su son, y así las escribo yo
Con Amor, y si puede ser, que sí, Multicolor

Adoranser

Poesía Recursiva

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *