Me cago en el puto Yoga

me cago en el puto yoga

Me cago en el puto Yoga y filosofías orientales
Onanismos egoístas, tuercepersonalidades
Que no sólo bien de uno que dependen las cositas
Que no sólo imaginando transformas la realidad

Que si hay que de dejar el deseo y el anhelo
Poca cosa construirá el alma con tu hermano gemelo
No somos un ente sólo en este tres dé Universo
Sí que existen los demás y bien que los puedes tocar

Si fomentas desapego argumentando libertad
Quitarte ya tus deseos y tus anhelos cesar
Quedarte bien impasible viendo al Universo explotar
Prisionero de tu cárcel de egoísmo acabarás

Si quitas a tu almita la capacidad de reaccionar
Ante tamañas injusticias que vomita la realidad
Con el corazón de piedra bien seguro acabarás
Y ya sólo de tí mismo y “tu súperbienestar” te ocuparás

Me cago en las nuevas sectas que pretenden enseñar
Que te quites todo aquello que te pueda molestar
¿Cuando me molesta mi polla me la tengo que arrancar?
¿O bien mis propios cojones me podría yo arrascar?

Si de todo lo que te “molesta” te llegaras a zafar
Nada más que un caprichoso será en lo que serás
Funcionarás en la vida a base de apetencias
Y nada de consistencia en la vida, construirás

Estas sectas putrefactas que se cuelan en Europa
Argumentan bienestar volviéndote bien idiota
Crean seres infantiles, niños, muy superficiales
Que funcionan por caprichos en todas sus modalidades

Estas personas que digo acaban bien siempre siendo
Tiranas emocionales que hacen sufrir a base de predicar “desapego”
Pero ¡Ojo! que a ellas no les quiten ser querido
Que con uñas y bien dientes hieren hasta a los mendigos

Estas bien puñeteritas sectitas seudoorientales
Crean un mundo de infierno al pasar de tus semejantes tales
Acaban con cualquier concepto cercano a solidaridad
Potencian el egoísmo, la individualidad, argumentando “bienestar” y “libertad de tu interioridad”

Las personas somos buenas, malas y también regular
Si te dicen de que todo lo que te molesta bien te tienes que librar
Acabarás librándote de todas y todos aquellos que
En un momento dadito tengan un problema que resolver

Porque claro, esa tu enfermedad
A mi almita cándida y pura parece de molestar
Así que púdrete en tu pequeñito infierno particular
No vaya a ser, sercito, que me vaya a salpicar y mi paz espiritual alterar

Y si tú estás deprimido vete tú a saber por qué
Pues aléjate de mí, que me das mal vibración
Cuando te recuperes tú, cuando moles un montón
Vuélveme a llamar, príncipe, ya sabes que mucho te quiero yo

Que es que me han enseñado que para el nirvana lograr
De todo lo que me perturba yo me tengo que librar
Y como tu ahora, ahorita, pues que estás así de mal
No me llames, no me digas, primero te has de recuperar

Y ya sabes, mi amiguito, que yo no te puedo ayudar
Porque lo primero de todo es mi paz espiritual
Y clarito, mi nenito, si contigo me tengo que mojar
Bien peligra mi “bienestarcito” y mi paz espiritual

Así que te quiero mucho pero por saco te van a dar
Porque primero estoy yo y mi infinita luz interior
Que no puede ser perturbada porque perdería la paz
Que en las putas clases de Yoga me han tenido a bien enseñar

Pero insisto, yo te quiero, como no se puede querer más
¡Hala! Que ya no me llames, hombre, que me haces perder la paz
Mejórate cariñito, que ya sabes que te adoro
Y ya sabes, si mejoras, me llamas y nos vamos de nodos

Me cago en el puto Yoga y filosofías orientales
Me llevan hinchando rato mis órganos genitales
Que para eso se hicieron, para estar bien hinchaditos
Y que resoplen, sinceros, al viento de la Justicia

Adoranser

Me cago en el puto Yoga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *